viernes, 19 de abril de 2013

Directrices de la UNESCO para políticas de aprendizaje móvil Publicado por Claudio Ariel Clarenc

La UNESCO publicó un documento de directrices, dirigido a responsables políticos, con el objetivo de ayudar a entender qué es el aprendizaje móvil y cómo se puede aprovechar para mejorar la educación. En primer lugar, el documento describe los beneficios potenciales de estas tecnologías:
  • Ampliar el alcance y la equidad de la educación.
  • Facilitar el aprendizaje personalizado.
  • Proporcionar feedback y evaluación inmediatos.
  • Habilitar el aprendizaje en cualquier momento y en cualquier lugar.
  • Asegurar un uso más productivo del tiempo que pasamos en clase (flipped classroom).
  • Crear nuevas comunidades de aprendices.
  • Apoyar el aprendizaje situado (realidad aumentada).
  • Facilitar la continuidad de la experiencia de aprendizaje.
  • Conectar el aprendizaje formal y el aprendizaje informal.
  • Reducir la perturbación de la educación en casos de conflicto y desastres.
  • Ayudar a los aprendices con discapacidades.
  • Mejorar la comunicación y la administración.
  • Minimizar los costes y maximizar la eficiencia.
Finalmente se detallan una serie de recomendaciones:
  • Crear o actualizar las políticas relacionadas con el aprendizaje móvil.
  • Capacitar a los docentes para promover el aprendizaje a través de tecnologías móviles.
  • Proporcionar apoyo y formación a los docentes a través de las tecnologías móviles.
  • Crear y optimizar contenidos educativos para su uso en dispositivos móviles.
  • Garantizar la igualdad de género para los estudiantes móviles.
  • Ampliar y mejorar las opciones de conectividad, al tiempo que se garantiza la equidad.
  • Desarrollar estrategias para proporcionar un acceso igual para todos.
  • Promover el uso seguro, responsable y saludable de las tecnologías móviles.
  • Utilizar la tecnología móvil para mejorar la comunicación y la gestión de la educación.
  • Aumentar la concienciación sobre el aprendizaje móvil.
Más información en el documento completo: Policy guidelines for mobile learning (PDF 828 KB).